Get Adobe Flash player
Visitas
063668
Visit Today : 3
Total : 63668

Comunicado Nº 286

EMERGENCIA AGROPECUARIA 2009

El decreto de Emergencia Agropecuaria Nacional debería abrir puertas

La declaración de Emergencia Agropecuaria decretada recientemente implica el reconocimiento oficial a una situación límite padecida por decenas de miles de productores agropecuarios y abre la posibilidad de facilitar el comienzo de una etapa alejada del enfrentamiento y la crispación que caracterizaron la relación entre el Gobierno y el sector rural desde hace ya más de un año.
Apremiadas por las deudas de una cosecha que no fue, altos costos de producción, gastos fijos y su propio costo de vida, una parte sustancial de los productores y las comunidades del interior resultan encolumnados por el clima, la crisis internacional y la confrontación hacia un peligroso abismo en el que pueden caer muchos, … primero los más chicos, luego los medianos, etc.
Es momento de hacer foco y empeñar todos los esfuerzos para brindar salvataje a miles de familias agrarias al borde de la cesación de pagos y sin posibilidades económicas ni financieras para afrontar la próxima campaña. No evitar el colapso, con un escenario de quiebras generalizadas, concentración de la tierra y éxodo rural, se traduciría en crisis productivas, económicas y sociales de magnitudes pocas veces vistas.
Reconocida la situación, es de buena oportunidad abrir las puertas de despachos oficiales, y en consonancia con predisposición de la dirigencia sectorial, entender como necesidad prioritaria la conformación de una gran mesa agropecuaria nacional que logre encontrar, mediante el diálogo, la discusión, el debate de ideas y los consensos mayoritarios, las medidas necesarias para paliarla.
 

El Frente Agropecuario Nacional puntualiza que:
1- La fallida resolución 125 de retenciones que agudizó el conflicto, la confrontación exacerbada entre partes y convidados de piedra, la falta de diálogo, la caída estrepitosa de los precios internacionales y una sequía de proporciones no alcanzadas durante los últimos cincuenta años, han transformado en catástrofe a una situación previa de bonanza y recuperación económica extraordinarias del agro y su entorno. El campo, y con él los pueblos del interior, como consecuencia de un contexto económico interno y externo favorable, logró salir del infierno de los ’90 y aportar durante seis años recursos suficientes para ameritar ser reconocido como uno de los pilares del milagroso crecimiento argentino posterior al brutal colapso de principios de siglo. Ahora, no puede terminar la primera década del siglo XXI en caída libre hacia la misma hoguera que lo estragó pocos años atrás.

2- Con urgencia, el Gobierno debe aplicar todas las correcciones y ayudas necesarias para evitar lo evitable, y conformar el ámbito de debate imprescindible para consensuar las medidas conducentes a mitigar la coyuntura y generar horizontes previsibles a mediano y largo plazo en el agro con políticas de Estado. En ese orden, proponemos que deben atenderse la recomposición de las variables macroeconómicas deterioradas y la recuperación de los precios relativos que permitieron el despegue, actuando sobre los eslabones mas fuertes y concentrados de las cadenas agroalimentarias y eliminando trabas innecesarias e inconducentes a la comercialización interna y externa de los productos del campo.

El FAN, una vez más, insiste en su propuesta de diseño de un proyecto de desarrollo agropecuario de mediano y largo plazo donde:
a- la familia rural se consolide como el eje del desarrollo agropecuario nacional.
b- la defensa y protección de los recursos naturales y del medio ambiente sea el condicionante de los procesos productivos
c- la ocupación equilibrada de nuestro territorio se consolide como el derrotero geopolítico, social y cultural del interior.
d- la equidad y una justa distribución de la riqueza se convierta en el supremo objetivo constitucional de lograr el bien común y el bienestar general por encima de cualquier otra consideración.

COMISIÓN DIRECTIVA FRENTE AGROPECUARIO NACIONAL

Carlos Urioste Horacio Delguy
Secretario Presidente